Author Archives: Merce Pita

Futuro imperfecto de Xulia Alonso

En el club de lectura de Os Rosales, Café con libros, comenzamos el curso con un bloque que hemos llamado “Nuestras escritoras del s. XXI”, y tenemos el enorme placer de empezar con Xulia Alonso Díaz y su Futuro imperfecto.

La obra

Es el relato de una experiencia en la que los hilos del amor se entrecruzan con la amenaza de la muerte. La necesidad de acercarse a la vida con máxima intensidad es el punto de partida de la historia autobiográfica que Xulia Alonso teje en Futuro imperfecto.

Con estilo directo, la autora cuenta la historia de su amor por Nico y la experiencia de su pérdida. Xulia Alonso repasa en primera persona su vida, partiendo de la dolorosa pérdida de su compañero debido al SIDA. Futuro imperfecto contiene una historia de amor y una advertencia. Es el testimonio de una superviviente.

Es también una visión de los años 80, de los primeros universitarios en busca de libertades personales, de esperanzas y de paraísos ficticios, como el que parecía prometer el mundo de las drogas.

Es un canto al amor con letras mayúsculas, al amor de pareja, de amistad, de los padres, de los hermanos, de los hijos…

La autora

Xulia Alonso Díaz nace en A Rúa (Ourense) en el año 1961. Cursa estudios de bachillerato y COU en el Colegio Paulo VI de su pueblo natal y en el año 1979 se traslada a Santiago de Compostela para iniciar la carrera de Psicología.

A principios del año 1981 empieza a trabajar en la Xunta de Galicia como auxiliar administrativo, donde desarrolla su actividad laboral hasta septiembre de 2008, momento en que por motivos de salud se aparta del mundo laboral.

El descubrimiento a principios de los años 80 del mundo de las drogas y su adicción a la heroína durante tres años -superada en 1985- dejan una huella indeleble que marca su futuro: el VIH.

Futuro imperfecto es la primera novela de esta autora.

El último encuentro de Sándor Márai

Hoy en  el club de lectura de Os Rosales, Café con libros, vamos a comentar el libro de Sandor Marai, El último encuentro.

La obra

Un pequeño castillo de caza en Hungría, al pie de los Cárpatos, donde alguna vez se celebraron elegantes veladas y cuyos salones decorados al estilo francés se llenaban de la música de Chopin, ha cambiado radicalmente de aspecto. El esplendor de antaño ya no existe, todo anuncia el final de una época.

Dos hombres mayores, que de jóvenes habían sido amigos inseparables, se citan a cenar tras cuarenta años sin verse. Uno ha pasado mucho tiempo en Extremo Oriente, el otro, en cambio, ha permanecido en su propiedad. Pero ambos han vivido a la espera de este momento, pues entre ellos se interpone un secreto de una fuerza singular. Todo converge en un duelo sin armas, aunque tal vez mucho más cruel, cuyo punto en común es el recuerdo imborrable de una mujer. La tensión aumenta en cada línea hasta que se hace casi insoportable, pero la prosa continúa implacable y precisa, fiel reflejo del empeño de los protagonistas por hurgar hasta en lo más recóndito de sus almas, allí donde se encuentran esas verdades cuyo descubrimiento provoca al mismo tiempo un insoslayable dolor y un incontenible impulso vital.

El autor

Sándor Márai, nació en Kassa (actualmente Kosice, ciudad situada en Eslovaquia) el 11 de abril de 1900. Descendiente de una familia acomodada de origen sajón, su infancia y su pubertad fueron algo conflictivas, ya que se escapó de casa varias veces y por ello fue ingresado en un internado religioso. Desde el año 1918 trabajó como editor y crítico literario en Budapest escribiendo en el Budapesti Napló. Un año después viajó a Alemania, país en el que cursó durante un tiempo estudios de periodismo y ejerció el papel de redactor en varias publicaciones.

En la década de los años 20, Márai, disconforme con el gobierno del simpatizante fascista Miklós Horthy, vivió principalmente entre Alemania y Francia, país en el que residió junto a su esposa Lola Matzner, con quien el escritor húngaro se casó en 1923.

Fue a comienzos de los años 30 cuando Márai regresó a Budapest y en plena Segunda Guerra Mundial volvió a cargar contra los fascistas y los nazis. En este período publicó su admirado libro de memorias Confesiones de un burgués (1934).

Cuando en 1948 el ejército soviético invadió Hungría Márai, también contrario a los regímenes comunistas, dejó su país para exiliarse primero en Suiza, después en Italia y posteriormente en Nueva York, nacionalizándose estadounidense en 1952. Tras la marcha de su país, su obra, tanto novelas, obras de teatro como poemas, fue prohibida en la Hungría comunista, hecho que provocó que su narrativa fuese desconocida internacionalmente hasta la caída del comunismo en los países del Este.

Algunas de sus novelas más importantes, escritas principalmente en el período entre 1928 y 1948 son Música en Florencia, A la luz de los candelabros, El último encuentro, La herencia de Eszter, Divorcio en Buda o La amante de Bolzano, esta última con el protagonismo del aventurero veneciano Giacomo Casanova.

Algunos de sus últimos trabajos publicados en español son La mujer justa, libro escrito en los años 40 que a través de tres puntos de vista cuenta la historia de un pasional triángulo amoroso; Los rebeldes, novela de 1930 centrada en cuatro jóvenes en tiempos de la Primera Guerra Mundial; La gaviota, apasionada relación entre un alto funcionario y una misteriosa joven; o Liberación, con centro en una joven de Budapest que sufre el totalitarismo nazi.

Además de sus novelas, Márai escribió libros de memorias que retratan las convulsiones sufridas por Hungría durante la primera mitad del siglo XX, como la Primera Guerra Mundial (retratada en Confesiones de un burgués) o las invasiones del ejército nazi, primero, y soviético, después (en ¡Tierra, tierra!).

Sándor Márai se suicidó en febrero de 1989, en San Diego (California). Tenía 88 años.

Con este libro finalizamos nuestra lecturas imborrables.

El extranjero de Albert Camus

En el club de lectura de Os Rosales, Café con libros, ayer comentamos la primera novela de Albert Camus, El extranjero.

La obra

Meursault, un chico joven recibe un telegrama anunciando la muerte de su madre, a quien había decidido enviar a un asilo de ancianos puesto que, como admitirá, ya no tenían más nada que decirse. El joven Meursault toma un par de días de descanso de su trabajo y asiste al funeral de su madre durante el cual no siente ni manifiesta congoja alguna y sólo le incomoda el calor implacable del verano argelino y el no poder fumar delante del féretro.

De vuelta en la ciudad se encuentra con una antigua compañera de trabajo con quien inicia una relación y a la que manifiesta estar dispuesto a casarse con ella a pesar de estar convencido de no amarla. En esos días traba amistad con Raymond, un sujeto que aparenta ser un proxeneta y que se halla en problemas con un grupo de árabes. En un paseo a la playa el nuevo amigo de Meursault es amenazado por un grupo de árabes, pasado el incidente Meursault regresa a confrontar a sus adversarios, revolver en mano y deslumbrado por el sol dispara varias veces sobre uno de ellos hasta matarlo.

Meursault personifica la carencia de valores del hombre, degradado por el absurdo de su propio destino, ni el matrimonio, ni la amistad, ni la superación personal, ni la muerte de una madre… nada tenía la suficiente importancia ya que la angustia existencial de este antihéroe inundaba todo su ser.

El autor

Albert Camus nacido en 1913 en Mondovi, Argelia en el seno de una modesta familia de colonos franceses (pieds-noirs) dedicados al cultivo del anacardo. Su madre, Catalina Sintes era menorquina; analfabeta y con problemas de audición. Su padre, Lucien Camus trabajaba en una finca vinícola, cerca de Mondovi, para un comerciante de vinos de Argel, y era de origen alsaciano. De su progenitor, Albert no conocerá más que una fotografía y una significativa anécdota: su señalada repugnancia ante el espectáculo de una ejecución capital. Ubicados en Argel, Camus realiza allí sus estudios, alentado por sus profesores, especialmente Louis Germain en el colegio, de quien guardará un señalado reconocimiento hasta el punto de dedicarle su discurso del Premio Nobel (1957); y también Jean Grenier en el instituto, quien lo introduce en el conocimiento de Nietzsche.

Comenzó a escribir a muy temprana edad: sus primeros textos fueron publicados en la revista Sud en 1932. Tras concluir el bachillerato obtiene un diploma de estudios superiores en letras, en la sección de filosofía.

Argelia sirve de fondo a la primera novela que publicó Camus, El extranjero (1942), y a la mayoría de sus narraciones siguientes. Esta obra y el ensayo en el que se basa, El mito de Sísifo (1942), revelan la influencia del existencialismo en su pensamiento. De las obras de teatro que desarrollan temas existencialistas, Calígula (1945) es una de las más conocidas. Aunque en su novela La Peste (1947) Camus todavía se interesa por el absurdo fundamental de la existencia, reconoce el valor de los seres humanos ante los desastres. Sus obras posteriores incluyen la novela La caída (1956), inspirada en un ensayo precedente; El hombre rebelde (1951); la obra de teatro Estado de sitio (1948); y un conjunto de relatos, El exilio y el reino (1957). Una muerte feliz (1971), aunque publicada póstumamente, de hecho es su primera novela.

Camus murió el 4 de enero de 1960, en un accidente de coche cerca de Le Petit-Villeblevin, Francia lo cual para muchos resulta una muerte irónica, pues él, días antes de su accidente había dicho “No conozco nada más idiota que morir en un accidente de automóvil”. Entre los papeles que se le encontraron había un manuscrito inconcluso, El primer hombre, de fuerte contenido autobiográfico y gran belleza. Fue enterrado en Lourmarin, pueblo del sur de Francia donde había comprado una casa.

En la tertulia de ayer de Café con libros, entregamos nuestra siguiente lectura, con la que cerramos el tercer trimestre de Lecturas Imborrables, El último encuentro de Sándor Márai.

El amante de Marguerite Duras

Ayer, en el club de lectura de Os Rosales, Café con libros, hemos comentado una novela de Marguerite Duras, El amante, obra que alcanzo un éxito mundial.

La obra

El amante obtuvo el Premio Goncourt en 1984. Consiguiendo un tiraje de más de tres millones y fue traducida a cuarenta idiomas.

Una francesa de 15 años viaja en un transbordador y no tarda en notar que un hombre de negocios chino, de 26, la mira. Él, loco con la belleza de la niña, se presenta. Ella acepta su invitación de llevarla en un coche negro al internado. Desde entonces, sabe que tiene a ese hombre en sus manos. La aventura dura un año, Marguerite se va a París y no se vuelven a ver. Años después, la escritora recibe una llamada. Duras cuenta el transcurso de la relación en la novela autobiográfica El amante, una historia que la escritora plasmó con 70 años y con la que alcanzó la fama.

En 1992 el director de cine francés Jean-Jacques Annaud  rodó  la película “El amante” basada en la novela de Marguerite Duras, con Jane March y Tony Leung Ka Fai como actores protagonistas.

La autora

Marguerite Duras, nacida en Saigón, 4 de abril de 1914, pasó su infancia y adolescencia en la Indochina Francesa, experiencia que la marcó profundamente e inspiró muchas de sus obras. En 1932 vuelve a Francia. Estudió Derecho, Matemáticas y Ciencias Políticas. Trabajó como secretaria en el ministerio de las Colonias de 1935 a 1941.

Se casó en 1939 con Robert Antelme. Tuvo un hijo que murió en 1942. Ese mismo año Duras conoce a Dionys Mascolo, que termina siendo su amante. Durante la Segunda Guerra Mundial, ambos participan en la Resistencia francesa. En 1945, pese a su deseo de divorciarse, cuando Robert regresa, en penosas condiciones, del campo de Dachau, ella se queda con él para cuidarle, hecho que relata en su novela El dolor. Se divorcia en 1946.

Sus primeras novelas, Les impudents  (1943) y Le vie tranquille (1944) reflejan la influencia narrativa sajona, después evolucionó hacia las formas del “nouveau roman“.

Se dio a conocer con la publicación de una novela de inspiración autobiográfica, Un dique contra el Pacífico (1950). Sus obras posteriores ponen de relieve, en relatos cortos, la angustia y el deseo de los personajes que intentan escapar de la soledad.

Su obra literaria cuenta con unas cuarenta novelas y una docena de piezas de teatro. Su trayectoria dramática fue reconocida en 1983 por la Academia francesa con el Gran premio del teatro. Marguerite Duras dirigió varias películas, entre ellas India Song y Los niños.

Marguerite murió de cáncer de garganta el 3 de marzo de 1996. Está enterrada en el Cementerio de Montparnasse. Sobre su lápida únicamente dos letras grabadas: M.D.

Ya hemos entregado nuestra siguiente lectura: El extranjero de Albert Camus. La comentaremos en la próxima tertulia el martes 15 de mayo.

Carta de una desconocida de Stephan Zweig

En el club de lectura de Os Rosales, Café con libros, vamos a hablar de uno de los libros más populares de Stephan Zweig, Carta de una desconocida.

La obra

“Sólo quiero hablar contigo, decírtelo todo por primera vez. Tendrías que conocer toda mi vida, que siempre fue la tuya aunque nunca lo supiste. Pero sólo tú conocerás mi secreto, cuando esté muerta y ya no tengas que darme una respuesta; cuando esto que ahora me sacude con escalofríos sea de verdad el final. En el caso de que siguiera viviendo, rompería esta carta y continuaría en silencio, igual que siempre. Si sostienes esta carta en tus manos, sabrás que una muerta te está explicando aquí su vida, una vida que fue siempre la tuya desde la primera hasta la última hora”.

Una confesión de una mujer profundamente enamorada de un escritor que la ignora, que no la recuerda por muchas veces que la vea. La autora de la carta se enamora de él cuando era tan sólo una adolescente. Él vivía en el piso de enfrente y ella lo admiraba silenciosamente. Pasaron los años y esa admiración se convirtió en amor. Un amor incondicional pero no correspondido.

El autor

Nacido en Viena en 1881, Stephan Zweig fue poeta, traductor, editor, pacifista, humanista y europeo. Emigró a Suiza durante la primera guerra mundial, de 1917 a 1918, y fue uno de los autores más traducidos antes de la Segunda Guerra Mundial. En 1934 emigra a Londres, en 1941 se exilia a Brasil donde, su frustración ante lo que consideraba el fracaso de la cultura europea lo empujaron a la desesperación, suicidándose junto con su segunda esposa Lotte (Charlotte Elisabeth Altmann) en Petrópolis, el 23 de febrero de 1942.

Zweig escribió novelas, historias cortas, ensayos (políticos o literarios), dramas y varias biografías, de las cuales la más famosa es la de María Estuardo. En algún momento, sus trabajos fueron publicados en los países anglosajones bajo el seudónimo de “Stephen Branch” (traducción literal de su apellido), en tiempos donde el sentimiento antigermánico estaba en su apogeo.

En 1948, Max Ophüls adapta la novela breve de Stephan Zweig. Carta de una Desconocida es una de las películas más repuestas en la televisión estadounidense. Contó con dos protagonistas atractivos: una Joan Fontaine en la cima de su carrera tras haber protagonizado Rebeca y Sospecha (Óscar incluido) con Hitchcock o Jane Eyre; y un atractivo galán francés, Louis Jourdan.

Esta tarde, nuestra tertulia la dedicaremos a analizar esta obra. Si no habéis leído nada de Stephan Zweig desde el club os recomendamos que empecéis por esta novela…